China es indiscutiblemente un mercado floreciente que presenta un potencial comercial excepcional.

Si a este hecho le sumamos el que la fabricación de cualquier tipo de producto es allí muy asequible nos encontramos ante un país en el que proteger la tecnología propia resulta vital. Así, el interés estratégico de China en materia de patentes se resume en 2 claves:

  • Su potencial de venta es enorme por su población creciente en todos los aspectos
  • La fabricación es asequible tanto para nosotros como para nuestros competidores

Estos dos fenómenos justifican el registro de patentes en China para todas las empresas con carácter tecnológico por lo que en la actualidad es una de las gestiones más demandadas y con mayor interés para el entramado empresarial internacional, pero a la vez, es una de las tramitaciones más desconocidas.

Eso es justo lo que voy a tratar de resolver con estas notas sobre cómo registrar una patente en China.

Para empezar hay que tener claro que China está pasando de ser un país ¨copiador¨ a ser un país innovador, su legislación se ha tornado más estricta en los últimos años y además se ha potenciado tanto la inversión en I+ D como en su correcta protección. Esto se refleja en el número de solicitudes de patentes presentadas en la oficina china de patentes (State Intellectual Property Office of the P.R.C. (SIPO)) cuyas cifras ya superan a las del gigante en la materia: Estados Unidos. En el último informe emitido por la propia SIPO con las cifras correspondientes a 2014, y que podemos ver íntegramente en este enlace (en inglés), se observa como su procedimiento de concesión de patentes y sus estándares de calidad mejoran cada año. Además en 2014 se concedieron 1.196.000 patentes; síntoma, no solo del gran volumen que maneja, sino también de la buena calidad media de las invenciones presentadas.

Antes de solicitar hay que saber que las empresas o personas que deseen tramitar cualquier patente en China y no dispongan de una residencia en el país habrán de tener como representante a una agencia de patentes oficial, es decir, autorizada por el Departamento de Administración de Patentes del Consejo de Estado.

Autorización patente en China

Además por la complejidad técnica y legal que entraña es mas que recomendable contar con el respaldo de un profesional experimentado que nos guíe durante toda la tramitación de una patente en China, desde la correcta elaboración de la memoria y la solicitud, hasta su consiguiente vigilancia y defensa.

Entremos en materia: existen 3 tipos de patentes en China.

  • Patentes de invención
  • Patentes para modelos de utilidad
  • Patentes para diseños

Un profesional sabrá aconsejarnos sobre la modalidad mas adecuada a nuestro caso, pero a grandes rasgos puede decirse que las patentes para diseños están ideadas para proteger la apariencia de los objetos y las de modelos de utilidad para pequeñas mejoras sobre objetos o tecnologías conocidas. En ambos casos la tramitación esta simplificada y el tiempo de tramitación medio desde solicitud hasta concesión es corto pues ronda el año, lo que supone una ventaja frente a las patentes de invención cuya tramitación media se estima entre 3 y 5 años.

¿Quieres registrar una patente en China?

ESCRÍBENOSESCRÍBENOS
Hay que considerar que las patentes de invención se conceden por 20 años y las de modelos de utilidad y diseños por 10. En esta ocasión me centrare en la tramitación de las patentes de invención por ser las de mayor interés común. Los criterios para su concesión son equivalente a los del resto de oficinas de patentes. Así, en esencia se valora:

  • Novedad
  • Actividad inventiva
  • Aplicación práctica

De estos 3 puntos se ha de tomar especial consciencia del primero y no dar a conocer, comercializar o divulgar la invención antes del momento de la solicitud de patente.

Tramitación de una patente de invención en China

La tramitación de una patente en China sigue un procedimiento administrativo similar al de otras oficinas de patentes, por lo que para un occidental, la dificultad añadida se encuentra únicamente en el propio idioma oficial del trámite, el chino.

Tanto la memoria descriptiva como el resto de documentos a entregar y a recibir se realizan en este idioma lo que implica tener que recurrir a traducciones técnicas precisa que incrementan todos los costes en general. Estas traducciones suelen ser mas asequibles si se realizan del ingles al chino y viceversa, que si se realizan desde otro idioma, como por ejemplo el español, por lo que conviene comparar previamente los precios de cada traducción.

La tramitación de una patente de invención en China puede iniciarse por 3 vías:

  • Una solicitud directa en SIPO
  • Reivindicando la prioridad de una solicitud de patente presentada en un país suscrito al Convenio de París antes de los 12 primeros meses desde la solicitud original.
  • A través de la entrada en fase nacional de una solicitud de patente internacional por el PCT.

En cualquiera de estos casos la solicitud pasa por las siguientes etapas: Examen preliminar, publicación, examen sustantivo, concesión o denegación.

tramitación patente en China

De estas etapas administrativas son especialmente relevantes las concernientes a los exámenes y es importante conocer en qué consisten.

  • El examen preliminar es un examen de forma, en el que tras aplicar a la solicitud la clasificación internacional de patentes, se revisa que toda la documentación esta correctamente cumplimentada, entregada en plazo y las correspondientes tasas pagadas. Si se detecta algún defecto se da traslado al interesado para que lo subsane, en caso contrario, se da por abandonada la solicitud.
  • En el examen sustantivo se valora que se cumplen los requisitos de patentabilidad. Este examen de fondo debe ser solicitado y pagado antes de los 3 primeros años desde la primera solicitud de la patente, pero la oficina china puede por iniciativa propia hacer búsquedas y examinar la solicitud en cualquier momento.

Durante este examen de fondo el examinador encargado del expediente lleva a cabo una búsqueda para determinar si la invención era ya conocida en el momento de la solicitud o si resulta evidente. Si encuentra alguna publicación en el estado de la técnica relevante da traslado al titular o su representante para que pueda valorarlos y modificar la memoria o presentar observaciones. Este proceso se puede repetir varias veces. Si el solicitante no es capaz de superar las objeciones del examinador, la solicitud es rechazada y en caso contrario la patente es concedida.

Desde el tercer año de tramitación las patentes en China han de pagar una tasa de mantenimiento. Este pago se hará anualmente una vez la patente es concedida y con carácter retroactivo en el momento de la concesión mientras este en tramite. Así es habitual, que si una patente tarda 4 años en ser concedida junto a la tasa de su concesión sea necesario abonar también el importe de 2 anualidades la tercera y la cuarta. En caso de no hacerse algún pago la patente se dará por abandonada.

Para finalizar y a modo de resumen práctico para el futuro solicitante de una patente en China tenemos:

  • Para solicitar una patente en China necesito un representante legal si no soy residente del país.
  • Todos los tramites los tendré que realizar en chino.
  • Existen 3 tipos de patentes a los que acogerme según mi conveniencia: de diseño, de utilidad y de invención.
  • El tramite administrativo y los requisitos que le exigirán a mi patente son equivalentes a los del resto de oficinas de patentes: novedad, actividad inventiva y aplicación práctica.
  • Desde el tercer año de la solicitud de patentes tendré que pagar una tasa de renovación anual para su mantenimiento en vigor.

Contacto patente en China

 

COMPÁRTELOShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someone